Beautiful imperfection

Hace tiempo mi esposo me tomó esta foto; mi reacción antes de que me la tomara fue:

¡Noooooo! ¿Cómo crees? No traigo maquillaje, se me nota horrible el raso bajo la boca, no estoy bañada, prácticamente traigo la pijama abajo de la chamarra.

Es un necio, como cualquier marido…obvio me la tomó.

¿Por qué la comparto hoy?

Porque estamos tan rodeados de un mundo lleno de fotos editadas, que no nos atrevemos a dejarnos ver al natural ¡y no nos damos cuenta de lo hermosas y guapos que somos así! 

No necesitamos tener una piel lisa y de porcelana porque ¡eso no existe! 

Quiero que más mujeres y hombres se amen como son, se acepten como son, que amen sus “imperfecciones”, sus pecas, sus arrugas, su cuerpo, su pelo, su alma, su risa, su voz, sus manos, su falta de atención, su memoria corta, su risa, su llanto…¡su todo!

Puede que en este momento tú lo veas como imperfección pero créeme, cada parte de ti, es hermosa.

Embrace your beautiful imperfections.

public.jpeg