El poder de tus palabras…

public.jpeg

Your words are powerful, say it only if you mean it.

Como todo a nuestro alrededor, las palabras son energía y 

esa energía posee una gran vibración.

¿Sabías que Masaru Emoto es un científico japonés que descubrió cómo las palabras y su vibración tienen efectos sobre el agua?

Emoto comprobó que las partículas de agua cambian su forma según el tipo de palabras o sonidos al que están expuestas.

Al exponer una molécula de agua a palabras de amor, compasión, gratitud y paz, la molécula (vista desde el microscopio) toma formas delicadas, simétricas y armónicas mientras que al exponer las moléculas de agua a palabras negativas, de odio e ira; la estructura se hace deforme, fragmentada, caótica.

Entonces te preguntarás, ¿esto qué tiene que ver conmigo?

Los seres humanos somos 70% agua por lo tanto nuestros pensamientos, las palabras que decimos o escuchamos, las personas de las que nos rodeamos y su vibración afectan directamente nuestra vibración.

Muchas veces cuando estamos enojados o algo nos molesta decimos cosas que no queríamos decir y terminamos lastimando a quienes queremos. 

La próxima vez que estés enojado por algo o con alguien, tómate un segundo y respira antes de contestarle, dos personas enojadas no llegan a ningún lado y solo terminan lastimándose, pero si al menos una de esas dos personas mantiene la calma, ambas podrán entenderse.

¡Llenémonos de palabras positivas! Te reto a intentarlo hoy, prueba decirle algo positivo a las personas con las que convives y verás incluso cómo cambia su cara, puede ser desde una sonrisa hasta un halago, ¡hazle el día a alguien y tú mismo te sentirás mejor!